El acebuche, “un olivo silvestre”

Descubrimos el Acebuche, un “olivo silvestre”

El acebuche (Olea oleaster) en realidad es un olivo silvestre. Este árbol es de hoja caduca, este puede llegar hasta los 10 metros de altura, se identifica por un vaso redondeado y de gran holgura hasta su cima. Primeramente, aumenta en altura y después extiende sus ramas, imposibilitando la llegada de la luz a todo el árbol; por ello las ramas son oscuras.

El fruto de este árbol es la acebuchina, son aceitunas de reducidas dimensiones, concretamente entre 1-3,5 cm. Cuanto están se desarrollan, se convierten en verdes. Transcurrido un año de la maduración logra una tonalidad negra-morada muy singular.

El acebuche es una especie muy conocida en áreas del Mar Mediterráneo. Es muy débil frente a las heladas del invierno, por ello se aconseja evitar que se exponga al frío

Debemos señalar que en realidad el olivo desde sus inicios de cultivo en la antigüedad es una
recopilación genética de los mejores ejemplares de acebuche por su tamaño, calidad y productividad a lo largo de miles de años en la historia.

Atributos del Acebuche

Describimos como es el acebuche 

  • Denominación científica: Su nombre científico es Olea Europaea var. sylvestris; está sin duda en la misma especie del olivo, pero en este caso, en su versión “silvestre”. De hecho, si dejamos de cuidar y podar nuestro olivo durante mucho tiempo, los olivos van “acebuchando” de forma gradual hasta llegar casi a sus orígenes, es decir, adquiriendo la morfología de un acebuche.
  • Fisonomía: Su figura y apariencia suele ser a la de un matorral, pues ocasionalmente alcanza los 3 metros de altura.
  • Retoños: Si comparamos con el olivo, los retoños del acebuche son más fuertes y fornidos.
  • Frutos: La acebuchina es el fruto del acebuche, casi igual que las olivas en forma, pero con unas menores dimensiones respecto a las olivas. La principal diferencia es la rentabilidad, pues las olivas tienen un rendimiento graso muy superior a las acebuchinas y por tanto pueden extraer una cantidad mucho mayor de aceite de oliva, de ahí que el olivo haya sido el árbol elegido por la humanidad para la agricultura.

El cultivo del Acebuche

El acebuche es apto para su plantación todo el año. Sin embargo, hay temporadas del año que son más propicias para su plantación, sobre todo por los factores climáticos y del propio terreno. Las estaciones más favorables para su plantación son la primavera y el otoño.

 

La primavera provee un gran periodo de tiempo y un desarrollo del árbol antes de que viniesen las primeras heladas. Por consiguiente, estas temporadas en las que los agricultores siembran más el acebuche. Debemos tener en cuenta tres causas:  irrigación, propagación de malezas y plagas.

 

La estación del otoño, es la peor temporada, a causa de una mayor cercanía del invierno y el frío, y las heladas. Aunque el otoño presenta una serie de ventajas, tales como: menor número de hormigas, y por supuesto un ahorro hídrico. 

 

El invierno no deberemos nunca sembrar debido a las bajas temperaturas y las heladas. Por contra tampoco en verano, por el calor y la escasez de agua.

¿Cómo cuidamos el Acebuche?

  • La poda: Realizaremos la poda cuando el acebuche esté afianzado. Debemos eliminar todas las ramas que resalten demasiado del árbol y de su tronco. Las siguientes podas deben ser más ligeras, quitando solo las ramas que dificultan el buen desarrollo del cultivo y las que rodean la copa.  La primavera será sin duda la mejor época para la poda.
  • El Abonado: Se debe realizar dos veces al año: una en noviembre y otra en marzo. El acebuche necesita en torno a un 1 kg de abono el primer año, debemos ir reduciendo esa cantidad.
  • El Riego: La regularidad con la que efectuemos el riego, dependerá de diversos factores: climatología, el suelo, etc… En líneas generales, en torno a unos 50 litros/semana es bastante; sin embargo para la época estival serían necesarios aumentarlos hasta los 70 litros/semana.
  • La Maleza: Para evitar el crecimiento de maleza y de zarzas, deberemos usar una azada. De ese modo permitiremos que nuestro acebuche obtenga toda el agua y nutrientes esenciales para su desarrollo vital.
  • La Fumigación: Las plagas son sin duda una de las principales amenazas de cualquier plantación, el acebuche no es una excepción. Por tanto, es muy recomendable, efectuar una fumigación previa a la recolecta de la cosecha, concretamente en los últimos días de Julio.
Olea europaea. Acebuque. Wikipedia

Imagen: Acebuche. Fuente: Wikipedia

  • El Arado: Lo conveniente sería realizarlos tres veces al año, siendo los meses de mayo y septiembre los más idóneos para el arado. Nunca deberemos superar unos 20 centímetros de profundidad.
  • El Corte: siempre será recomendable durante el mes de enero y con la luna decreciente, así conseguiremos que la madera no se agriete de más, ya que en ese momento es cuando el acebuche apenas tiene salvia.

Acebuche y Olivo. ¿En qué se distinguen?

Aunque antes de nada, veremos sus semejanzas

  • Gran adaptabilidad en cualquier terreno.
  • No precisan de un riego constante
  • Tienen un lento crecimiento
  • Son plantas arbóreas aclimatadas para lugares cálidos.

Ahora sus diferencias:

  • Sus Frutos: ambos frutos en realidad son los mismos, aunque la oliva es más grande y se obtiene mucha más cantidad de aceite (de ahí ser el árbol predilecto) y sus frutos poseen un color más acentuado. Aunque su nombre difiere, en el olivo, la oliva o aceituna y en el acebuche, la acebuchina.
  • Las Hojas: Aunque las hojas del acebuche y el olivo son perennes, su diferencia radica en que las segundas son más largas y grandes.

La Altura: es una de las características más patentes entre ambos árboles, ya que el olivo puede alcanzar hasta los 15 metros y el acebuche hasta los 10 metros, aunque este último no suele crecer tanto.

Los usos del acebuche

A día de hoy, el acebuche se utiliza para la elaboración de aceite ecológico de alta calidad o premium. Para el uso en carpintería no es recomendable, es propenso a agrietarse.
También se emplea para repoblar zonas forestales que han sido perjudicadas por una plaga. El acebuche presenta mejor resistencia frente a otras variedades de olivos. Este puede superar la centuria de edad.

Follows

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, política de privacidad y aviso legal pinche en los enlaces para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This