Descubrimos el olivo  por partes: hojas, flores y frutos del olivo

Introducción

El aceite de oliva proviene de nuestros olivos, los cuales suponen uno de nuestros mejores patrimonios naturales de nuestra cultura. Hoy te explicaremos cuáles son nuestros orígenes y te haremos descubrir numerosas curiosidades de este árbol tan lábil o delicado.

Profundizamos en nuestros orígenes en este post en los que contaremos numerosas cualidades y características de este árbol milenario: la savia, las flores, las hojas, etc… suponen cada una de las partes que en sus condiciones óptimas permiten obtener el tan anhelado como apreciado AOVE o Aceite de Oliva Virgen Extra.

 

El olivo es un árbol clásico por excelencia dentro del área o zona mediterránea, concepto extrapolable a otras franjas del mundo con condiciones climatológicas similares como: zonas costeras de la California estadounidense, la provincia sudafricana del Cabo y del suroeste de Australia.

Extension del olivo. Mediterraneo. optimizado web

Fuente: Distribution map of Olea europaea s.l. (Olive tree). Wikipedia

Debe destacarse también la figura del olivo a la hora de delimitar el límite del clima mediterráneo. En este mapa de Oteros, 2014, podemos ver las zonas donde ocupa la extensión del olivar y por ende el clima mediterráneo. La razón por la que se asocia el olivar y el clima mediterráneo es que donde está presente el olivo de forma extensiva, es porque las condiciones climáticas son las mismas que permiten que el olivo pueda desarrollarse.

Como ya sabemos, el olivo es un árbol característico de la región mediterránea, nos provee del aceite de oliva, una materia grasa saludable (en un consumo idóneo) y piedra angular en la dieta mediterránea gracias a sus beneficiosas propiedades para nuestra salud. Ahora explicaremos los procesos que tienen lugar en el olivo, como por ejemplo; la floración, antes de obtener el tan preciado “oro líquido”.

La Flor del Olivo ¿Sabías que tiene diversos nombres?

Es conocida comúnmente la flor del olivo como rapa o trama, aunque en otras zonas se denomina como esquimo o cadillo. La flor del olivo, de unas pequeñas dimensiones, tiene un gran contraste respecto al verde intenso de sus hojas. Con la floración los olivos modifican su aspecto de forma sustancial, supone un momento trascendental para el éxito de una buena cosecha.

¿Cuáles son las partes del Olivo?

Las Hojas del Olivo

El olivo es un árbol muy longevo, puede llegar a vivir cientos de años y medir entre los 2-10 metros de altura. Las hojas del olivo se definen por una morfología estrecha. Su ancho oscila entre 2 y 3 centímetros, por otro lado, su longitud está entre 5 y 9 metros.

Su verde grisáceo por el haz y el plateado por el envés son características muy distintivas de este árbol y además, cuentan con estomas en la hoja que les ayudan a reducir la pérdida de agua.

La Flor del Olivo

En el olivo se suelen formar conjuntos o racimos de entre 10-40 flores, en función de la variedad del olivo en particular. Dispone de unos 4 pétalos blancos en forma de cruz, con el centro de color un color amarillo anaranjado, donde se encuentra el polen. Existen flores de dos clases: perfectas y estaminíferas. Las perfectas son hermafroditas, es decir, disponen de ambos sexos y son las encargadas de producir los frutos. En cambio, las estaminíferas son flores masculinas y solo disponen de estambres, incapacitándolas en la tarea de la reproducción.

El fruto del olivo: “La aceituna”

Tras la floración del olivo y la generación de su fruto, se forma la aceituna. Supone un pequeño fruto esférico e irregular. La simiente o semilla de la oliva se halla en su interior, tras el transcurso entre 4-6 semanas se endurece y se transforma en el hueso final transcurridos 3 meses. La aceituna, llegado a los momentos de su maduración, cambia la “maduración verde”. Finalmente, el crecimiento decrece hasta el definitivo momento de la maduración, cuando puede percibirse el color negro tan característico. En función de la variedad de las aceitunas, estas podrán llegar a pesar entre 1-12 gramos de peso.

¿Cuándo es el momento de la floración de los olivos?

El tiempo en el que florecen los olivos es casi efímero, pues este proceso no dura más de una semana. El tiempo de floración oscila entre mayo y julio, durante unas tres semanas desde que florece la primera flor hasta que cae la última. Debe destacarse que tan solo el 2% de las flores se acaban convirtiendo en frutos.

¿Cuáles son los requisitos para que el olivar florezca?

Las condiciones más favorables para que un olivo crezca de forma estable y sana, las temperaturas no deben ser demasiado bajas, específicamente no pueden traspasar el límite de -10 ºC. A pesar de que resistente con gran holgura, las heladas del clima mediterráneo y es relativamente débil frente a cambios repentinos de las temperaturas, tales como: vierte muy fuerte, tormentas, granizo, heladas, etc… pueden ver mermada su floración y polinización, y, por tanto, su cosecha.

El escenario ideal para la floración del olivo sería en torno a los 18 ºC, a mediados del mes de mayo. Esta etapa es una de las más trascendentales y determinantes en el desarrollo de las olivas y finalmente de la extracción del aceite de oliva. Sí, las inclemencias del tiempo merman la capacidad de la floración del olivo, esto repercutirá seriamente en la producción del olivar.
Por último, debe añadirse que el proceso de floración dependerá también del tipo de olivo en cuestión, algunas variedades son de una floración prematura como la farga y/o ocal, o, por el contrario, una “lenta”como la blanqueta.

Datos curiosos de la flor del olivo

Después de explicar la floración del olivo, te exponemos algunos datos curiosos sobre este árbol tan fascinante:

 

  • El polen del olivo puede alcanzar distancias kilométricas desde su lugar de origen, pudiendo polinizar otros olivos siempre diferentes de su especie, por ejemplo: un olivo hojiblanca puede polinizar a una arbequina.
  • Las flores del olivo son: masculinas, femeninas y hermafroditas. Estas últimas son las más óptimas para la polinización.
  • Los colores de los componentes de las flores del olivo son iguales en todas las variedades, es decir, el núcleo amarillo y los pétalos blancos.
  • La transición de la flor a la semilla se denomina “cuajado”.
  • El olor de las flores del olivo es suave y dulce. Por el contrario, cuando la oliva se completa, su olor es amargo y ácido.
  • Las flores del olivo son: masculinas, femeninas y hermafroditas. Estas últimas son las más óptimas para la polinización.
  • El olivo selecciona las semillas que no son “buenas”, permitiendo solo madurar aquellas que son más consistentes y vigorosas

Fuentes

Follows

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, política de privacidad y aviso legal pinche en los enlaces para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This